El Mestizaje en Iberoamérica

"Soy la sangre del mestizaje
hijo de los misterios del sol
portador del secreto de Wiracocha
en los confines de dios"
(José Carlos Botto Cayo)




   El mestizaje en el continente se puede observar en la actualidad al ver la población tan variada que existe en todos los países latinoamericanos; todo esto tiene una causa y una explicación que a continuación se presentará de forma concreta y contextualizada. El ver a un moreno(a) en cualquier lugar de nuestro país hoy día es algo tan normal que no tendemos a reflexionar sobre lo que significaba eso en otrora o en otro lugar del mundo; para los venezolanos, eso es normal. Entonces, este tema - además de ser algo de nuestra cotidianidad - es muy pertinente para comprender lo que significa. De esta forma, entenderemos por qué nuestra sociedad americana se diferencia a otras sociedades en el mundo en el sentido de la pigmentación de la piel de los habitantes hispanoamericanos.

   El proceso de mestizaje se originó en un contexto en que las sociedades de distinción religiosa, ideológica y racial no se habían presentado anteriormente. En Europa los blancos eran las personas que habitaban - justamente - el viejo continente, los negros eran originarios del continente africano y otros colores de piel más oscuros que los blancos pero más claros que los negros estaban presentes en otras sociedades como la americana, y la asiática; por nombrar algunas zonas. Los "morenos” eran los norafricanos y árabes en general que invadieron España durante más de siete siglos y eran llamados así por ser considerados “moros”; así los denominaban los españoles a estos invasores islámicos.

   Para el momento en que los conquistadores españoles pisaron el continente americano se encontraron con una raza de personas muy similares (para ellos) a los de origen hindú, por eso los denominaron “indios”, era una raza exótica para los blancos españoles y viceversa. Los blancos europeos y negros africanos ya se conocían siglos atrás, la relación entre ambos era de dominio por parte de los blancos para con los negros; los aborígenes americanos fueron nuevos para los peninsulares ya que tienen contacto por vez primera cuando el genovés Cristóbal Colón pisa América. Ahora bien, para finales del siglo XV y en todo el proceso de colonización existió una gran discriminación racial que colocaba a los blancos por encima del resto, estos consideraban menos persona a los nativos americanos y unos animales o menos que eso a los negros del África.

   En el siglo XVI se trajo a los negros africanos para ser utilizados como mano de obra esclava y para que reemplazaran a los aborígenes en labores que estos últimos no podían realizar; el proceso de transporte de los esclavos era inhumano, las condiciones en las que viajaban en las embarcaciones eran las peores y siempre morían muchos de los esclavos, el gentilicio de los negros variaba según el lugar de donde los embarcaban y no del lugar de origen; por ejemplo, mandingos, minas, carabalís, congos y angolas. En su mayoría los esclavos procedían de Cabo Verde, Guinea, Nigeria, Senegal y El Congo. La trata de esclavos se hizo oficial a mediados del siglo XVI y Brasil fue quien más recibió a estos ya que los requerían más para las labores en los cañaverales, en Venezuela; por ejemplo, se concentraron más la población de esclavos y simarrones (negros libres) en el norte del país, en la costa donde se dedicaban al cultivo de rubros como el cacao. Los esclavos en las indias hispanas reemplazaron a los indígenas en las labores agrícolas y de construcción, los nativos americanos eran utilizados como mano de obra en las minas de plata del Potosí entre otras muchas minas de plata y oro.

   El mestizaje se produjo en el siglo XVI cuando ocurrió el encuentro entre tres culturas en una misma tierra, para mediados del mismo siglo Latinoamérica entera ya era un territorio tricolor; era el único espacio así y en unos lugares latinoamericanos se produjo más paulatino que en otros este proceso. La violación a mujeres y el encuentro común entre distintas castas proporcionó el mestizaje, fenómeno que generó a su vez otras castas como los “mulatos” que era el resultado entre el blanco con negro y los "zambos" que era la mezcla de indígena con negro. Esto importó mucho en una sociedad donde la pigmentación de la piel los colocaba por encima o por debajo de los escalones sociales. Los que gozaban de mayores privilegios eran los blancos peninsulares, los criollos sólo podían optar por cargos como de cabildos o terratenientes, los indígenas “disfrutaban” de sus tierras pero con algunas restricciones, los negros eran sometidos a la esclavitud y un muy bajo porcentaje era libre y los mestizos eran utilizados como mano de obra para la agricultura y muchos de ellos no poseían nada. El término “mestizo” se le otorga a cualquier unión inter-étnica, para Hispanoamérica la unión entre blanco e indígena la denominamos mestizos, en Brasil eran mencionados como “mamelucos”.

   De esta forma se pude observar que esta sociedad americana era enormemente estamental ya que la posición social era inversa al grado de pigmentación de la piel. La unión entre una española y un indio era casi inimaginable, para los peninsulares de sexo masculino no era nada discriminatorio unirse sexualmente con una india o negra, primero a las indias debían bautizarlas, ahí se observa el carácter religioso de los prejuicios, las indias eran consideradas para los hispanos como unas buenas amantes y esposas, una vez que éstas se bautizaban podían casarse con los españoles o portugueses y no eran consideradas indias. Las razones de las uniones inter-étnicas se originó por las causas de la conquista, el contexto en que se encontraban los conquistadores, la carencia de mujeres europeas en las Indias americanas, entre otras razones como mencionamos antes, la violación y abuso a las mujeres aborígenes y negras por parte de los blancos europeos. Los ibéricos se comportaron de forma diferente a como lo hicieron otros colonizadores, caso ingleses, holandeses y franceses en América que no se mezclaron con nativos ni con esclavos (al menos no tanto, solemos creer).

   En la sociedad colonial el ascenso de clases era algo con lo que soñaban los mestizos, siglos posteriores los mestizos ocuparon una gran masa de habitantes en Iberoamérica y se desempeñaban como una "mano de obra enfeudada", en Venezuela se les conoce a estos como los Campesinos y en Argentina como Gauchos. Los mestizos deseaban optar por altos cargos políticos y ser terratenientes, los negros ser libres y los nativos americanos recuperar sus tierras y modo de vida que les fue arrebatado, el catolicismo jugó un papel importante en el proceso de cambio de la religión tanto para los indígenas como para los esclavos negros. Ahora bien, el hecho de que ocurriera la conquista y colonización por parte de los europeos a estas tierras hizo que se originara una mezcla exótica de etnias que ha prevalecido a lo largo de estos cinco siglos, nosotros los americanos somos el resultado de ese proceso de mezcla que se manifiesta hoy en día en todos los países de Iberoamérica.
                     

Esquema del mestizaje en América con sus respectivos cruces y resultados étnicos.

REFERENCIAS

- Nelson Martínez Díaz. Historia de Iberoamérica.

Comentarios

Entradas populares